La población de España es cada vez más longeva. Según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), nuestro país se sitúa como el cuarto país con mayor esperanza de vida del mundo. Esto se debe principalmente a la mejora de las condiciones de vida en los países desarrollados. ¿Y que relación guarda este dato con la salud bucodental?

Según el informe “Un perfil de las personas mayores en España 2016”, elaborado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en base a los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), en 2015 la población de más de 65 años era de 8.573.985 personas, lo que representa el 18,4% del total de la población. Las previsiones apuntan que hacia el 2040, la cifra de personas mayores de 65 años superará el 30% de la población, y para el 2061, representará casi un 40%. Eso significa que, en menos de 50 años, el porcentaje de personas mayores habrá duplicado. 

La salud bucodental en el olvido

Este envejecimiento de la pirámide demográfica ha propiciado un incremento de las necesidades asistenciales a nivel sanitario. La salud de las personas mayores ha recibido más atención a causa del incremento de la esperanza de vida. No obstante, parece que la salud bucodental es un tema olvidado.

Según un estudio del Instituto de Salud Pública de la Comunidad de Madrid –uno de los pocos estudios que se han hecho sobre salud bucodental- más del 90% de este segmento de población necesita alguna forma de tratamiento periodontal. También, más del 50 % precisa de prótesis superior completa, un 20 % presenta mala oclusión en diversos grados de intensidad. Finalmente, la media de servicio de las prótesis supera los 25-30 años y adolece de las mínimas condiciones de higiene.

En Dental Residency pensamos que la salud bucodental en personas mayores debería estar a la orden del día. Si la esperanza de vida es mayor, también van a serlo las necesidades asistenciales. La salud bucodental representa calidad de vida para las personas mayores, por ello no podemos pasarla por alto.