En nuestro país, el impacto generalizado del reciente brote de coronavirus está originando importantes afectaciones en la vida cotidiana de los ciudadanos de muchas Comunidades Autónomas, ante las cuales los servicios de salud no podemos permanecer ajenos.

Por responsabilidad hacia nuestros pacientes, y siguiendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias competentes, en Dental Residency hemos tomado la decisión de suspender hasta nuevo aviso la prestación de servicios de odontología a las personas residentes en centros residenciales.

No ha sido una decisión fácil, y somos conscientes de los inconvenientes que esta medida puede suponer para muchos de los residentes, pero consideramos que es prioritario preservar la salud pública general. Y más aún, considerando la especial relevancia que la prevención adquiere frente a colectivos vulnerables como el de la tercera edad y las personas dependientes.

No obstante, el equipo de Dental Residency seguiremos atendiendo las situaciones de urgencia, puesto que no podemos dejar de prestar asistencia a las personas en situaciones de necesidad que requieran atención inmediata ineludible.

Para garantizar al máximo la seguridad de nuestros pacientes y odontólogos, hemos elaborado un ‘Protocolo de prevención de infección por COVID-19 en asistencia odontológica’, contando con la colaboración del prestigioso Dr. José Miguel Carrillo Santana. En el protocolo, se detallan los criterios de infección, tanto epidemiológicos como clínicos, así como las medidas de precaución recomendadas para una práctica odontológica segura frente a la enfermedad.

Esperamos que muy pronto podamos retomar nuestras actividades con normalidad, y ponemos a disposición de las residencias, pacientes, familiares y usuarios un contacto específico para resolver cualquier duda o inquietud en relación a nuestros servicios, a través de la dirección de correo consultas@dentalresidency.es.